‘Ares’ la próxima película de Sci-Fi de Robert Zemeckis

Robert Zemeckis, director de populares entregas como Forrest gump y la trilogía Volver al futuro, está en negociaciones finales para dirigir y producir un thriller de ciencia ficción titulado Ares; esto bajo el sello de Warner Bros.

El proyecto, con guion original de Geneva Robertson-Dworet (Capitana Marvel), es sólo uno de los próximos trabajos de Zemeckis, ya que todo indica que dirigirá para Disney la adaptación live action del clásico Pinocho. Actualmente, el cineasta estadounidense también realiza la posproducción de La Maldición de las brujas, una adaptación de la novela de Roald Dahl, igualmente para Warner Bros. 

La historia de Ares es descrita como “la historia de un astronauta que ante un choque de cápsulas espaciales aterriza en un desierto africano. Cuando se apresura a reunirse con su familia, se revela que la misión fue parte de una conspiración más grande y que puede estar llevando un secreto que podría cambiar el mundo para siempre”.

Fuente: THR

 

 

Aliados, o la película en la que Brad Pitt habla francés a ratos

Brad Pitt plays Max Vatan and Marion Cotillard plays Marianne Beausejour in Allied from Paramount Pictures.

Por: Rafael Ramírez Ramírez 

Ambientada en la Segunda Guerra Mundial en Casablanca, Marruecos, el espía inglés Max Vatan (Brad Pitt) y la espía aparentemente francesa Marianne Beauséjour (Marion Cotillard) tienen la misión de fingir un matrimonio para filtrarse en una fiesta en casa del embajador alemán y cometer el acto de homicidio contra el anfitrión. Durante su estancia en la ciudad africana, la pareja sostiene un romance que deriva en matrimonio y procreación. Tres años más tarde, mientras la familia vive felizmente en Inglaterra, Max es advertido sobre la latente probabilidad de que la mujer con la que se casó es en realidad una espía alemana quién robó la identidad de una mujer francesa y que ha filtrado información confidencial sobre los movimientos de Max y la armada inglesa.

Se inicia, entonces, una investigación doble, por un lado está el gobierno inglés y por otro la búsqueda personal de Max; ambos llevan a la misma verdad: Marianne es en efecto una espía alemana y le ha mentido a Max durante años. Finalmente, tras un intento fallido por parte de la familia para escapar en una avioneta militar y con el ejército inglés rodéandolos e impidiéndoles el escape, una resignada Marianne cometerá suicidio con pistola a escasos dos metros de su esposo Max, quién llorará su muerte.

aliados-pelicula-Robert Zemeckis

Cuando escuchas que el director de Forest Gump, Náufrago y Volver Al Futuro, se ha juntado con  el escritor de Eastern Promises y de varios capítulos de la serie Peaky Blinders, con el fin de hacer una película para la cual han elegido a Brad Pitt y a Marion Cotillard, las expectativas son más o menos altas. Lamentablemente con Aliados éstas no se cumplen y el resultado es decepcionante.

De guion genérico, a medio camino entre Sr. Y Sra. Smith (Doug Liman 2005), pero sin la credibilidad y el encanto del romance y juego erótico entre la pareja protagonista, Bastardos Sin Gloria (Tarantino 2009), pero sin la excesiva violencia, el entretenimiento sádico y las frases “catchy”, y ambientada en Casablanca para forzosamente recordar al filme protagonizado por Humphrey Bogart  e Ingrid Bergman, Aliados no se siente ni romántica, ni bélica, ni de espionaje y termina siendo un intento fallido de una recreación atmosférica del cine noir norteamericano.

La primera hora, en la que se retrata el encuentro y cortejo de la pareja protagonista, es horrorosamente fría y lenta. Los personajes son impresionantemente planos y las acciones que muestran el enamoramiento, están dirigidas bajo tremendos clichés e incluso se sienten mal actuadas. La dupla Pitt-Cotillard no convence: personajes y actores se perciben distanciados.

aliados-pelicula-robert-zemeckis

Cuando la historia comienza a despegar, llega el plot twist y se convierte (o trata de convertirse) “formalmente” en una película sobre espías. El público ya no siente algún interés o empatía por los protagonistas. Lo que sucede después nos es indiferente.

El climax se desarrolla demasiado acelerado y la resolución es tan fría que no logra salvar el filme. En la escena final, donde el personaje de Vatan llora la muerte de su esposa, Pitt se encuentra a años luz de lo que lograría 21 años atrás en Se7en (Fincher 1995).

Ver a Brad Pitt en el mismo papel de militar/espía/soldado serio, con una innecesaria cara de galán compungido que ha representado en los últimos años, pero ahora con pocos diálogos y balbuceando palabras en francés, es insoportable. Si aún le queda algo de talento, lo está desperdiciando. Marion Cottilard hace un esfuerzo más grande, pero al final no seduce suficientemente a Pitt ni mucho menos a la audiencia.

aliados-pelicula-robert-zemeckis-2

Ya ni mencionar a los demás personajes, desperdicio de actores, de tiempo, de dinero. Un soundtrack que pasa desapercibido y una fotografía que en algunos momentos se siente inútilmente sobresaturada. Destacable únicamente el diseño de arte, incluyendo decoraciones, vestuario y maquillaje, que retratan acertadamente la época de la Segunda Guerra Mundial tanto en África como en Inglaterra.

Otra película de espías de guerra que pasará a la historia tan pronto como llegó. Calificación 3/5

Trailer:

Ficha técnica

Director: Robert Zemeckis.

Guion: Steven Knight.

Año: 2016.